¿Cuál es el hotel más pequeño del mundo?

, , 1 Comment

Foto: Holiday Check

Por más irónico que suene, el Hotel Punta Grande es el hotel más pequeño del mundo. Absolutamente todas sus instalaciones se encuentran distribuidas en 600 metros cuadrados de superficie construida y de nueve metros de altura. Si aún no te sorprende el tamaño, si lo hará cuando te digamos que cuenta con cuatro habitaciones dobles. Debes saber que para llegar al Hotel Punta Grande, debes aterrizar en la isla de El Hierro, ubicada en la localidad de Las Puntas. En este lugar, podrás disfrutar de increíbles vistas de agujas volcánicas que se asoman frente a la costa.

El hotel en cuestión nace de la restauración de lo que solía ser un despacho de aduanas. En su decoración, podremos apreciar que gran parte de ella pertenece a desguaces de buques y restos de naufragios, como por ejemplo cartas marinas, brújulas, trajes de buzo y otras cosas más. En cuanto a las habitaciones, las podemos encontrar en la parte de la planta media y son muy sencillas; habiendo utilizado madera de barco para los baños. Por otra parte, en la parte alta se encuentran dos terrazas con mágicas vistas sobre la costa bañada de lava. Si eres un amante de la pesca, el hotel se encargará de facilitarte cañas de pescar, todo para que lo puedas hacer desde el balcón de la habitación 1.

El nombre del hotel se encuentra registrado en el libro de Guinness de los récords, como el hotel más pequeño del mundo. La llegada al hotel es bastante larga, pero definitivamente vale la pena. La italiana Noemí Thinosi, vive en la isla hace 20 años y es la encargada de llevar las riendas del hotel; así como también del alquiler de unos hermosos apartamentos en las inmediaciones. Sin duda, las habitaciones son únicas y particulares; no tienen teléfono, ni televisor, ni minibar. La habitación número uno, cuenta con una terraza volada, desde la cual podrás lanzar una caña y pescar. Así mismo, el techo del comedor pende de una raíz de haya de un tamaño completamente inverosímil.

Definitivamente, reina por completo un ambiente marinero, lleno de detalles curiosos que estimulan de inmediato a cualquier persona que vaya al lugar; por supuesto, viéndose obligados a un estricto horario europeo. Es una pena que la carpintería sea de aluminio y que el salitre haya afectado gran parte de la tortillería, pero probablemente esto sea un detalle más que hace del hotel único en el mundo.

 

Una Respuesta

    Responder

    (*) Obligario, Tu correo electrónico no será publicado